Lavado de raíces antes de la cosecha.

noviembre 27, 2017 10:17 pm

Realizar un lavado de raíces de tu marihuana antes de la cosecha es altamente aconsejable. De hecho puede suponer la diferencia entre disfrutar de los mejores cogollos o tener una hierba infumable.
Bienvenidos a TOP CULTIVO: el consultorio cannábico de Marihuana Televisión para resolver tus dudas sobre cultivo de marihuana.

¿Cuándo toca el lavado de raíces?

Siempre es recomendable hacer un lavado de raices al final de la floración. Especialmente si se han usado fertilizantes de tipo mineral que pueden dejar residuos en las plantas y alterar el sabor y olor de los cogollos. Si los nutrientes y minerales que se han usado aún están presentes en la planta cuando se cosecha, la calidad de los cogollos disminuirá. Incluso puede llegar a hacerlos desaconsejables para usos medicinales.
El lavado de raices lo podemos realizar de 10 a 14 días antes de cortar las plantas. Podemos observar los tricomas de los cogollos para elegir el momento. Cuando aproximadamente un 80% presentan un color lechoso ya nos estamos acercando a la última fase de maduración. También podemos fijarnos en el aspecto general de la planta, cuando esta deja de producir flores nuevas, y ya sólo engordan los cogollos.

cosechar cogollos

Para lavar las raíces regaremos las plantas con abundante agua, asegurando que esta drene bien. Como medida se suele utilizar el triple de agua que la capacidad de la maceta. Pero también podemos fijarnos en el color del agua que se está drenando hasta que esta salga limpia, ya que el tipo de sustrato y los abonos que hayamos utilizado harán que necesitemos más o menos agua.
Lo haremos poco a poco, de forma continuada, regando, dejando que drene, volviendo a regar. Y así sucesivamente hasta q el agua que se escurre salga transparente. El agua ha de estar cercana a los 20 grados centígrados, ni muy fria ni caliente para no perjudicar a las raíces.

lavado de raíces

Cuidado con el abonado

Tras el lavado el sustrato habrá perdido todos o casi todos los nutrientes que contenía. Ahora nuestras plantas se verán obligadas a consumir el alimento residual que todavía está presente en ellas mismas. Tranformaran su energía en madurar los cogollos y veremos como sus hojas amarillean.
A partir de este momento ya no debemos abonar más. Para asegurarnos que quedan la cantidad mínima de minerales. Simplemente regaremos con poca cantidad de agua. También podemos dejar pequeños periodos de sequía para causar un pequeño estrés en la planta, que ayudará a que ésta madure.
Con el lavado de raices la marihuana tendrá mejor sabor y aroma. No rascará al tragar su humo, y sobre todo, dejaremos de meternos en el cuerpo un montón de químicos innecesarios.

lavado de raíces

Y aquí finalizamos esta entrega de Top Cultivo. Esperamos que os hayan sido de ayuda estos consejos para sacarle el mejor partido vuestros cultivos de cannabis .
Si tenéis dudas ya sabéis que nos las podéis hacer llegar a través de nuestras redes sociales, o si queréis saber un poco más sobre agricultura ecológica podéis visitar nuestro canal de Youtube. ¡Salud y buenos humos!

Etiquetas:

Categorizado en: